Thursday, April 8, 2010

El sentimiento de culpa.

Casa de Oracion en Mision Avivamiento.


La culpa es uno de los sentimientos que acaban con las emociones de una persona.

Es un sentimiento interno de auto-condenación por alguna cosa que ocurrió en el pasado o

por algo que consideramos estamos haciendo mal. Es tan destructivo porque tiene como

componentes la falta de paz, el tormento, la tortura, la auto-acusación, impotencia, amargura,

odio hacia uno mismo, e inmenso sufrimiento interior que van y vienen, una y otra vez

como pensamientos recurrentes. Existen dos tipos de culpa :

Nro 1. Culpa imaginaria o ficticia. Nro 2. Culpa real. Ambas son sumamente destructivas.

La culpa imaginaria : aparece cuando nos culpamos de un evento que no pudimos haber

controlado; por ejemplo el divorcio de nuestros padres, la muerte de algun ser querido,

la perdida de una oportunidad, el suicidio de la pareja, etc, etc. Todos estos eventos tan

desafortunados, muchas veces en realidad no son culpa de uno, sino de las propias

circunstancias que rodearon a la situación y no pudieron evitarse.

Decir por ejemplo : - si yo hubiera estado allí...o si yo no hubiera permitido...

o si yo hubiera hecho esto o lo otro...Ciertamente muchas de las cosas que a veces pasan casi

no las podemos controlar, y muchas veces nos condenamos por cosas donde realmente

no hemos tenido la culpa. Tenemos que salir de esa auto-condenación si es que deseamos

una salud mental, o emocional; de lo contrario apeligra nuestra mente.

El otro tipo de culpa es el real; y en ese sentido nuestra mente no nos engaña cuando tenemos

un pesar profundo por cosas que definitivamente hicimos mal. Nuestra conciencia es el

mejor administrador de nuestras acciones y seamos espirituales o no, sabemos perfectamente

cuando hemos hecho mal algo, a no ser, que tengamos una conciencia CAUTERIZADA.

Si tuvimos papas que nos dieron equilibrio y nos enseñaron sanamente que es lo bueno

y que es lo malo, lo mas probable es que sepamos administrar bien nuestra conciencia,

discerniendo claramente que es lo malo y que lo bueno.

1 Timoteo 4:2 (Reina-Valera Antigua)

2Que con hipocresía hablarán mentira, teniendo cauterizada la conciencia.

Este tipo de gente dejo de sentir la voz de la conciencia. Un ejemplo fue HITLER, el

responsable de la masacre de miles de judíos y como el, hay cientos de gobernantes en la

historia que pueden considerarse como de una conciencia cauterizada.

Ahora bien: si nuestros padres o los que nos criaron PROGRAMARON adecuadamente

nuestras conciencias, entonces, podriamos decir que Dios esta en nuestras conciencias,

porque cuando algo hacemos mal, enseguida surge un sentimiento de desaprobación interno

que no nos deja en paz. Pero sea como sea, la Bibia tambien habla de este sentimiento tan

destructivo y trae palabra de aliento y de perdon. Trae palabra que sosiega nuestro espiritu,

y trae la forma de sanar del sentimiento de culpa

Proverbios 28:13

El que encubre sus pecados no prosperará, pero el que los confiesa y los

abandona
alcanzará misericordia.

Es muy importante ventilar nuestro sentimiento de culpa, confesar a alguien, a un consejero

un maestro, alguien a quien consideremos sabio. Esto traerá un gran alivio a nuestro corazón,

la otra cosa que debemos hacer después es APARTARNOS de aquello que estamos haciendo

mal, debemos dejar de hacer eso que produce el pecado. Una cosa es practicar el pecado,

o sea, una cosa es vivir en pecado y otra cosa es cuando pecas sin querer, son cosas muy

diferentes y por lo tanto, el que practica el pecado aléjese de el.

Génesis 4:6

Entonces El Señor dijo a Caín: ¿Por qué te has enfurecido? ¿Por qué ha

decaído tu semblante? 7 Si haces lo bueno, ¿no serás enaltecido? Pero si no

haces lo bueno, el pecado está a la puerta y te seducirá; pero tú debes

enseñorearte de él.


Según esta escritura, cuando no tenemos hábitos y costumbres de hacer lo bueno,

llegara un momento que definitivamente haremos algo muy malo, el pecado siempre estará

asechandonos y tarde o temprano caeremos en el. Aquí se nota que con voluntad y dominio

propio podemos dominar el deseo malo de nuestro corazón. Nada saldrá de nuestro control si

es que no lo deseamos.

Salmo 32:1-11

Bienaventurado aquel cuya transgresión ha sido perdonada, y ha sido cubierto

su pecado. 2 Bienaventurado el hombre a quien el SEÑOR no atribuye iniquidad,

y en cuyo espíritu no hay engaño. 3 Mientras callé, se envejecieron mis huesos

en mi gemir, todo el día. 4 Porque de día y de noche se agravó sobre mí tu mano;

mi vigor se convirtió en sequedades de verano. 5 Mi pecado te declaré y no

encubrí mi iniquidad. Dije: "Confesaré mis rebeliones al
SEÑOR .

Y tú perdonaste la maldad de mi pecado. 11 Oh justos, alegraos

en
el SEÑOR y gozaos; cantad con júbilo, todos los rectos de corazón.


Mientras no confesemos nuestros pecados a Dios mismo, llevaremos mucha tortura y tormento

interior. Dice la Palabra que nuestros huesos se envejecerán y esto se ve en muchas

enfermedades, especialmente la de los huesos que vienen por la angustia y el stress de un

sentimiento de culpa y pecado.

Isaías 1:18 (Reina-Valera 1960)

18 Venid luego, dice el Señor, y estemos a cuenta: si vuestros pecados fueren

como la grana, como la nieve serán emblanquecidos; si fueren rojos como el

carmesí, vendrán a ser como blanca lana.


Como Padre Amoroso, nos pide que arreglemos cuentas con El, que vayamos a su presencia

y le digamos todo eso que nos pesa y nos esta llevando por el mal camino. Y El como nuestro

Padre , dice que toda oscuridad de la maldad, sera emblanquecida, esto es, que El va

a perdonarnos y no nos va a mirar con la mancha del pecado. El quitara esa mancha nuestra

y volveremos a quedar blancos y puros delante de El.

Isaías 55:6

¡Buscad al
SEÑOR mientras puede ser hallado! ¡Llamadle en tanto que está

cercano! 7 Deje el impío su camino, y el hombre inicuo sus pensamientos.

Vuélvase al
SEÑOR quien tendrá de él misericordia; y a nuestro Dios, quien será

amplio en perdonar.



Mateo 11:28

"Venid a mí, todos los que estáis fatigados y cargados, y yo os haré descansar.

29 Llevad mi yugo sobre vosotros, y aprended de mí, que soy manso y humilde

de corazón; y hallaréis descanso para vuestras almas. 30 Porque mi yugo es

fácil, y ligera mi carga."


Una de las cosas que no sabe hacer el cristiano promedio es abrir los brazos y decir :

Señor y Padre mio, aqui estoy con la carga tremenda de mi preocupacion,

angustia, y abatimiento.
Casi ya no soporto llevar todo esto encima mio,

asi que ahora POR FE, echo toda mi carga
sobre ti, echo sobre ti toda mi

angustia y mi desesperación. Toma ahora toda mi carga. Tu sabes
todas mis

situaciones y mis problemas y te entrego todo, todo a Ti ahora. Resuelve Tu

ahora todo lo que esta ya fuera de mis manos y dame la sabiduría y la

templanza para no hacer lo que a mi me parece, sino lo que es tu voluntad.

Se que cuidas
de mi. Ayúdame, suplico en el poderoso nombre de Jesús.

Haga esta oración con FE y vera como la paz de Cristo llega a su vida e inunda su ser interior.

Lucas 7:47

Por lo cual, te digo que sus muchos pecados son perdonados, puesto que amó

mucho. Pero al que se le perdona poco, poco ama. 48 Y a ella le dijo: Tus pecados

te son perdonados. 49 Los que estaban con él a la mesa comenzaron a decir

entre sí: ¿Quién es éste, que hasta perdona pecados? 50 Entonces Jesús dijo a

la mujer: Tu fe te ha salvado; vete en paz.


1 Juan 1:9

Si confesamos nuestros pecados, él es fiel y justo para perdonar nuestros

pecados y limpiarnos de toda maldad.


La Palabra dice que no solo Dios perdona nuestros pecados, sino también nos limpia, nos

restaura, y nos da nuevos comienzos. Siempre podemos comenzar de nuevo, dejando atrás

todo lo malo, abandonando la vida de pecado. Siempre habrá nuevas oportunidades, si es

que arreglamos cuentas con Dios. No hay un solo pasaje bíblico donde Dios condena al infierno

a alguien que le confeso sinceramente su pecado y luego se aparto de su vida pecaminosa.


Salmo 25:7

No te acuerdes de los pecados de mi juventud ni de mis rebeliones. Conforme a

tu misericordia acuérdate de mí, por tu bondad, oh SEÑOR, Santo de Israel.


2 Corintios 5:18

Y todo esto proviene de Dios, quien nos reconcilió consigo mismo por medio

de Cristo y nos ha dado el ministerio de la reconciliación:
19 que Dios estaba

en Cristo reconciliando al mundo consigo mismo, no tomándoles en cuenta

sus transgresiones y encomendándonos
a nosotros la palabra

de la reconciliación.


Dios quiere limpiarnos, y darnos nuevos comienzos y olvidarse del pasado, pero el que no

quiere eso es satanas. El nos acusa dia y noche delante de Dios ( Apocalipsis 12:10) y no solo

eso, habla a nuestras mentes constantemente condenacion y acusacion, para que nos

quedemos paralizados, sin poder avanzar. Muchos cristianos viven culpándose y

condenándose a veces, de cosas absurdas, y eso no es lo que Dios quiere para nosotros.

El mismo Apóstol Pablo NUNCA hubiera sido un ministro de Cristo si vivía en la condenación

por haber ayudado a apedrear a cristianos. Realmente el fue como un asesino de cristianos.

Lo que hizo Pablo fue muy grave, pero así como el mismo Pablo escribió tiempo mas adelante:

2 Corintios 5:17

De modo que si alguno está en Cristo, nueva criatura es; las cosas viejas

pasaron
; he aquí todas son hechas nuevas.

Tenemos que poder creer que en Cristo, somos NUEVAS PERSONAS, en todo sentido, pues

El conquisto este status para nosotros. Si nosotros creemos que somos, lo que Jesús dice que

somos, entonces Dios obrara maravillas en nuestras vidas. Esto fue lo que hizo el apostol

Pablo: dejo atrás todo su pasado, prosiguió a la meta de su supremo llamamiento y fue el

escritor mas importante del Nuevo Testamento.

Y lo ultimo:

Isaías 43:18-19 (Nueva Versión Internacional)

18 «Olviden las cosas de antaño; ya no vivan en el pasado.

19 ¡Voy a hacer algo nuevo! Ya está sucediendo, ¿no se dan cuenta?

Estoy abriendo un camino en el desierto, y ríos en lugares desolados.

Es muy importante no acariciar el pasado con pensamientos de culpa. Una vez que ya

hemos tomado la decisión de cambiar y haber confesado a Dios nuestros pecados, o lo que

nos atormenta ; delante de Dios estamos justificados, estamos de nuevo en estado puro,

estamos en espera de nuevos comienzos. El dice que abrirá un camino en nuestro desierto

y mandara corrientes de agua viva en lugares desolados, y si El lo dice, El lo hará.

Oracion de auto-liberacion.

Confesion de fe

Señor Jesus yo creo firmemente que tu eres el Hijo de Dios.


Tu eres el Cristo, el Mesias que vino a deshacer toda obra del diablo,

toda obra de maldad.


Diste tu vida en la cruz por mis pecados y resucitaste de entre los muertos.

Padre te confieso todos mis pecados, pido perdon y me vuelvo a ti en

arrepentimiento.


Lavame, limpia mi conciencia con tu sangre.

Creo que tu sangre me limpia ahora de toda maldad, de todo pecado.

Saca, destruye, arranca de mi todo, todo lo que impida que TU

controles mi vida.


Quiero ser gobernado, guiado, dominado

solo por Ti Padre Santo Altisimo.


Te pido que te quedes conmigo, en mi corazon y seas dueño y Señor de mi vida.

Te confieso como mi unico y verdadero Dios.

Apartame para servirte, amarte, obedecerte.

Dedico y consagro a TI mi vida.

Gracias por redimirme, por limpiarme, por justificarme y

santificarme, muchas gracias.
TE AMO PADRE SANTO. Amen.


Tomar toda la armadura de Dios (Efesios 6:10-18)

Me fortalezco con el gran poder del Señor Jesucristo. Me pongo toda la

armadura de Dios y hago frente a todas las artimañas del diablo, y cuando

llegue el dia malo, permaneceré firme resistiendo hasta que acabe la batalla.

Me ciño con el cinturón de la verdad, y me protejo con la coraza de justicia,

y calzo mis pies con el animo de proclamar el Evangelio de la Paz. Ahora tomo

el escudo de la fe con que voy a apagar todos los dardos de fuego del maligno.

Tomo el casco de salvación y la espada del espíritu que es la palabra de Dios.

Como guerrero oro
todos los días y me mantengo alerta y perseverante en

oración de los unos por los otros.

Salmo 51:1-19

Ten piedad de mí, oh Dios, conforme a tu misericordia. Por tu abundante

compasión, borra mis rebeliones. 2 Lávame más y más de mi maldad, y

límpiame de mi pecado. 3 Porque yo reconozco mis rebeliones, y mi pecado

está siempre delante de mí. 4 Contra ti, contra ti solo he pecado y he hecho

lo malo ante tus ojos. Seas tú reconocido justo en tu palabra y tenido por puro

en tu juicio. 5 He aquí, en maldad he nacido, y en pecado me concibió mi madre.

6 He aquí, tú quieres la verdad en lo íntimo, y en lo secreto me has hecho

comprender sabiduría. 7 Quita mi pecado con hisopo, y seré limpio; lávame,

y seré más blanco que la nieve. 8 Hazme oír gozo y alegría, y se regocijarán estos

huesos que has quebrantado. 9 Esconde tu rostro de mis pecados y borra todas

mis maldades. 10 Crea en mí, oh Dios, un corazón puro y renueva un espíritu

firme dentro de mí. 11 No me eches de tu presencia, ni quites de mí tu Santo

Espíritu. 12 Devuélveme el gozo de tu salvación, y un espíritu generoso me

sustente. 13 Entonces enseñaré a los transgresores tus caminos, y los pecadores

se convertirán a ti. 14 Líbrame de homicidios, oh Dios, Dios de mi salvación,

y con regocijo cantará mi lengua tu justicia. 15 Señor, abre mis labios, y

proclamará mi boca tu alabanza. 16 Porque no quieres sacrificio; y si doy

holocausto, no lo aceptas. 17 Los sacrificios de Dios son el espíritu quebrantado.

Al corazón contrito y humillado no desprecias tú, oh Dios. 18 Haz bien a Sion,

con tu benevolencia; edifica los muros de Jerusalén. 19 Entonces te agradarán

los sacrificios de justicia, el holocausto u ofrenda del todo quemada. Entonces

se ofrecerán becerros sobre tu altar.


La Batalla.

Padre Santo Altisimo: Vengo ante ti y reconozco que soy pecador.

Confieso y pido perdon por todo pecado de auto-condenacion y

culpabilidad que tengo.
Pido y suplico, ahora, liberación de este pecado.

Me someto ahora, totalmente al Espiritu del Dios Viviente

y entro en tu trato divino, para ser una persona tratada

por ti, moldeada por ti, enseñada por ti.


Renuncio y resisto ahora a toda culpa, auto-condenación,

auto-engaño; recriminación y odio hacia mi mismo/a.

Renuncio y resisto ahora a todo demonio de tormento,

tortura mental, pensamiento de culpa, atadura que no me permite


salir del pasado y avanzar.

Padre Santo, quiero entender que puedo ser una nueva

persona, una nueva criatura , y que TU puedes darme

nuevos comienzos. Quiero dejar todo el pasado atrás y

desde ahora avanzar contigo por la vida.


Quede mi pasado atrás y se aleje de mi mente todo mal recuerdo

y su memoria. Que cuando lo recuerde ya no me duela.

Quiero aprender a esperar solo en Ti, a esperar de tu

AYUDA, sin desesperar, sin desanimar.

Quiero entender y comprender que TU NUNCA LLEGAS TARDE.

Y esta ahora es mi confianza: que ya tengo la petición

que te he hecho con todo mi corazón

Ato, sujeto y resisto ahora a toda culpa, odio, condenación, tormento y tortura

y los echo fuera de mi vida
en el poderoso nombre de Jesus. Fuera, ahora!

Espiritu Santo de Dios, clamo ahora tu ayuda, estoy en tus manos ahora,

ayúdame, saname.
Espiritu Santo ven ahora, entra en mi casa interior y se

mi amigo,
tómame y ayúdame a dejar de sentir culpa, y condenación.

Espiritu Santo desaloja ahora el sentimiento de culpa, y la condenación

que hay en mi, desaloja todo tormento, tortura.

Desaloja ahora todo rechazo hacia mi mismo y que yo me pueda perdonar


total y completamente, olvidar y dejar atras mi pasado.

Yo tambien por libre decision me perdono a mi mismo/a y decido no seguir

alimentando ningun pensamiento que vaya en contra del conocimiento de Dios.

Todo pensamiento contrario a la voluntad de Dios va ahora cautivo a la

presencia de YESHUA.
Te encomiendo a Ti, con todo mi corazon esta sanidad

y confio en Ti y tu lo haras.


Gracias porque TU sanidad, llega a mi, la recibo por FE.

Gracias por esta liberacion! Amen y amen.



Otros Temas Relacionados :

Oraciones de Sanidad y Auto-liberacion.

http://oraciones-intercesion.blogspot.com/

Guerra Espiritual.

http://cris-guerraespiritual.blogspot.com/




Cristina Blanc-Ramirez.
~ Sierva de Jesus el Yeshua Hamashiach~
Casa de Oracion en Mision Avivamiento.

mision-intercesion1usa@hotmail.com


No comments:

Post a Comment