Monday, January 25, 2010

La Envidia.

Casa de Oracion en Mision Avivamiento.


Mateo 27:17-18 (Reina-Valera 1995)

17 Reunidos, pues, ellos, les preguntó Pilato:

--¿A quién queréis que os suelte: a Barrabás o a Jesús, llamado el Cristo?

18 (porque sabía que por envidia lo habían entregado).

Esto no es nuevo para nosotros, todos sabemos que esto paso con Jesus.

El problema no era que Jesus enseñaba "otra doctrina", el problema era que Jesus hacia tantas

señales, sanidades y prodigios que practicamente era imposible pensar que el NO era quien

decia ser. Los lideres politicos y religiosos vieron que Jesus era una gran amenaza para sus

"puestos"; NADIE tenia lo que EL tenia, asi que....debian eliminarlo.

Este es un triste caso mas de como la ENVIDIA mata. A nuestro Jesus lo mataron por envidia.

Lo mismo hizo Cain con Abel. La envidia tiene el poder de sacar la vida y por esto es que

debemos tener muchisimo cuidado con ella.

La persona envidiosa no puede ver que su projimo, sus amigos, parientes o gente proxima

a ella PROSPERE O LE VAYA BIEN. Siente tanto malestar dentro de si que se vuelve una

tortura mental ver a otros progresar, avanzar, salir exitosos cuando el o ella no consiguen

lo mismo. Y esto es valido especialmente cuando la competencia es en la belleza,

en las finanzas, en el aspecto intelectual, en el plano de armonia fisica, en la prosperidad

financiera.... Pero no solo alli esta la envidia; tambien esta en la IGLESIA, y como muchos

cristianos aprendieron a ser tan hipocritas, a veces no se nota. La envidia se disfraza,

entonces no se nota. Lastimosamente, a veces la iglesia esta llena de envidiosos.

Estos trabajan "por debajo" para desacreditar a aquellos a quienes envidian.

Envidian a los hermanos su posicion de liderazgo, envidian sus dones, envidian la manera

en que Dios los usa, envidian su desenvolvimiento en la iglesia, envidian el carisma que

tienen....y estan al asecho...para esperar el momento oportuno de hundirlos.

Muchos andan diciendo por ahi que hay "celo ministerial" y dejeme decirle que tal cosa no

existe. El tal CELO MINISTERIAL es un demonio de envidia disfrazado de celo por

las cosas de Dios.

Filipenses 1:15 (Reina-Valera 1995)

15 Algunos, a la verdad, predican a Cristo por envidia y rivalidad;

pero otros lo hacen de buena voluntad.

Notas al pie:
  1. Filipenses 1:15 Se trata de personas que predican a Cristo por interés propio. A pesar de esto, Pablo expresa su gozo porque aun así Cristo es dado a conocer.

Gálatas 5:26 (Nueva Versión Internacional)

26 No dejemos que la vanidad nos lleve a irritarnos

y a envidiarnos unos a otros.




Todos tenemos un grado de ENVIDIA, a no ser que comprendamos perfectamente cual es

nuestra posicion en Cristo y sepamos perfectamente quienes somos, que queremos y hacia

donde vamos y cuando es el tiempo de Dios para nuestras vidas.

Por ejemplo : la madre envidiosa. Esta madre envidia al hijo de la vecina que tiene mejores

calificaciones, que tiene mejor ropa, que ha logrado mas progreso, que ha alcanzado mas

que su propio hijo. Esta madre estara esperando el momento oportuno para desacreditar

al hijo de su vecina. Sin falta encontrara poco o mucho que criticar de el.

Muchos envidian los matrimonios felices de otros, envidian su salud, envidian sus cuentas

bancarias, y en el fondo lo que desean con esto es que SE DESAPAREZCAN.

Por esto es que la envidia mata.

Cuando uno no tiene hijos sanos, y no tiene una adecuada perspectiva de su situacion,

ni confia en Dios, la envidia y la amargura por esta situacion se podrian volver torturantes.

La gente se dara cuenta de esto, y se alejara de aquella mama o aquel papa que no puede

asimilar, ni encontrar la razon del porque tuvieron que tener los hijos que tienen.

Hay cosas IMPOSIBLES DE SOBRELLEVAR, con malas actitudes. Mas sin embargo yo misma

he visto a padres con hijos con muchos problemas de salud, que no solo han salido adelante,

sino que esa "enfermedad" les ha resultado en bendicion. Cuando todo le va saliendo bien a

nuestro vecino, a nuestro pariente, a nuestro amigo, comenzamos a pensar:

- Y a mi, por que no me pasa lo mismo?

- Porque a ellos les va bien y yo sigo en el hoyo?

-Que tiene el o ella que yo no tenga?

-Esa persona no se lo merece; yo me merezco todo eso , porque yo lo he procurado!

Esos pensamientos nos asaltan y una y otra vez. Lo mismo ocurre en la iglesia cuando creemos

que Dios bendice inmerecidamente a otros en lugar de nosotros.

Entonces el VENENO comienza a fluir en nuestros corazones en forma de palabras y hechos.

En el peor de los casos cuando envidiamos a otros nos mostramos hostiles,

discutimos con ellos, o le mostramos indiferencia congelada, y les hacemos la vida

muy dificil si es que podemos. Les hacemos ver cuan molestos son para nosotros.

Pero esto no es lo mas comun. Lo mas comun es que actuemos como los fariseos hipocritas del

tiempo de Jesus. Muy dentro estamos atormentados porque ellos ( los bendecidos) tienen el

reconocimiento, la posicion o los talentos que nosotros deberiamos haber tenido.

Nos sentimos como si Dios hubiera hecho una gran injusticia con nosotros por no darnos

lo que nos merecemos.

Aparte de esto, comenzamos a hacer planes para hundirlos, desacreditarlos frente a los

demas y si es posible dejar su reputacion por el piso. A veces sin querer, tenemos un plan

para vengarnos, que solo debe madurar bien en nuestras mentes para llevarlo a cabo.

Sin embargo muchas veces nos damos cuenta de que ardemos envidia y sabemos que eso es

malo, pero, como no aceptamos que estamos en pecado, de alguna manera justificamos

la envidia y nos convencemos a nosotros mismos de que eso que estamos sintiendo es algo

INOFENSIVO.

Gálatas 5:20-21 (Reina-Valera 1995)

20 idolatría, hechicerías, enemistades, pleitos, celos, iras, contiendas,

divisiones, herejías, 21 envidias, homicidios, borracheras, orgías, y cosas

semejantes a estas. En cuanto a esto, os advierto, como ya os he dicho antes,

que los que practican tales cosas no heredarán el reino de Dios...

Aqui es claro que los envidiosos no heredaran el reino de Dios. sea poca o mucha la envidia que

sintamos, esta nos excluira del reino de Dios.

La envidia, una vez que ha echado raíces en nuestro corazón puede hacernos los seres mas

despreciables de este mundo. La envidia pone una venda sobre nuestros ojos que impide que

podamos reconocer que somos personas unicas, con un destino y propositos unicos de

Dios para nuestras vidas. Como siempre estamos mirando a los demas, no podemos

descubrir lo que Dios tiene para nosotros, ni desarrollarnos como Dios quisiera.

1 Pedro 2:1 (Reina-Valera 1995)

1 Desechad, pues, toda malicia, todo engaño,

hipocresía, envidias y toda maledicencia....

La palabra de Dios NOS ORDENA que desechemos ( resistamos, excluyamos, echemos fuera),

toda envidia y sus compañeros : engaño, hipocresia, maledicencia, malicia, ya que el envidioso

tiene todos estos vicios. La envidia NUNCA viene sola, trae a sus compañeros peores que ella

consigo. Donde esta la raiz de la envidia?

La raiz de toda envidia esta en el EGOISMO.

Deseos internos muy guardados que no se han satisfecho. Cosa que anhelamos no por

necesidad, sino por gusto, para dar placer a nuestro ego.

Cuando reconozcamos que lo que deseamos o ambicionamos es solo producto de la carne, ya

habremos vencido la primera batalla. Tal vez lo que estemos anhelando muy ardientemente

no nos haga falta, entonces tenemos que estar dispuestos a entregarle eso a Jesus y decirle:

Padre mio, mi Señor: por mucho tiempo he deseado esto que en realidad

no es de prioridad
para mi vida. Ahora con mi plena voluntad te entrego

todo esto a ti porque para mi es una
carga y es un tormento.

Echo ahora todo esto sobre ti, echo toda mi ansiedad sobre ti


y te ruego que me cuides y solo me des lo que realmente necesito.


Te lo ruego en el nombre de Jesus.


Otra raiz de la envidia esta en la DESCONFIANZA EN DIOS.

Pensamos que Dios no tiene buenas intenciones para con nosotros.

Pensamos que Dios favorece a los que NO lo merecen.

Pensamos que el tiene una intencion oculta con nosotros, que juega con nosotros.

Nos comparamos con los demas y nos enerva, nos arde y nos amarga de como ellos son

bendecidos y nosotros no.

-Definitivamente Dios no es justo con nosotros-

-Por que a otros da tantos dones y cosas materiales y a nosotros no? -

-Hasta los impios estan mas prosperados que nosotros, que tenemos un Padre

que es Rey y nosotros seguimos siendo miserables....

Mire bien: Dios tiene muy buenos pensamientos para cada uno de sus hijos; El enseña, ayuda

y guia a cada hijo suyo segun su sabiduria.

Lo mejor para nosotros El nos lo dara, eso no lo dude; y si aun no se lo ha dado es solo porque

NO HA LLEGADO el tiempo, y tal vez no sea eso que usted desea, lo que Dios quiere darle.

Y como muchas veces no nos preocupamos por saber los pensamientos de Dios que son

muchos mas altos que los nuestros, tal vez nunca podamos entender que es lo que El tiene

para nosotros. Digale a Dios ahora:

Padre mio, mi Señor: ayudame a confiar ciegamente en ti, ayudame

a entregarme en tus manos, yo quiero eso que tu quieres para mi.

Ya no quiero ver a los demas y compararme con ellos, pues ellos

tienen lo propio que les corresponde segun tu soberania y tu sabiduria.

Ayudame a encontrar lo mio, mi camino, mis virtudes, mis talentos,

mi exito, mis bendiciones, el futuro que tienes para mi,

y que pueda desarrollarme con todo mi potencial como siervo tuyo,

como hijo tuyo.

Ahora con mi plena voluntad te entrego todo esto .

Te ruego aceleres mi destino profetico y me ayudes

a permanecer en ti, para aceptar y comprender tus pensamientos.

Solo quiero amarte con todas las fuerzas de mi alma y mi corazon.


Te lo ruego en el nombre de Jesus.


Otras de las raices fuertes de la envidia es la INGRATITUD. Tenemos a veces muchas cosas

que hemos recibido de Dios que las consideramos como poca cosa, o despreciables o sin valor.

Con la envidia, nunca estamos contentos con lo que Dios nos da. Siempre la inconformidad nos

tortura. Todo es poco para nosotros. No vivimos con contentamiento, sino con una queja

interna de que siempre Dios permite que nos falten las cosas.

Con esta actitud estamos lejos de agradar el corazon de Dios. Parecemos niños malcriados

dando pataletas en el aire. Dios no nos mirara hasta que nos hayamos calmado. Hasta que

hayamos dejado los berrinches. El espiritu de ingratitud siempre nos tendra sumamente

descontentos y nunca reconoceremos las buenas y sencillas dadivas de nuestro Padre que

en todo momento nos cuida.

La otra raiz de la envidia es la AUSENCIA DE AMOR. Donde hay AMOR no hay envidia.

El amor siempre busca el bienestar de los demas y se olvida de si mismo. El amor lo sufre todo.

No hay persona que este llena de amor y sea envidiosa. Cuando somos muy propensos a ser

envidiosos debemos pedir a Dios que sature nuestro corazon de amor, para que mate esa

envidia venenosa que quiere brotar en el alma.

1 Corintios 13:4 (Reina-Valera 1995)

4 El amor es sufrido, es benigno; el amor no tiene envidia;

el amor no es jactancioso, no se envanece....

La ultima y la peor de las raices de la envidia es la AMARGURA. NUNCA usted vera una

persona feliz que es envidiosa. La persona espiritual genuinamente feliz es una persona que

ha alcanzado un nivel espiritual donde las cosas de este mundo le son muy secundarias,

conoce a Dios y procura la comunion con El; en este punto ya casi nada de lo terrenal es

importante.

Santiago 4:2-3 (Nueva Versión Internacional)

2 Desean algo y no lo consiguen. Matan y sienten envidia, y no

pueden obtener lo que quieren. Riñen y se hacen la guerra.

No tienen, porque no piden.

3
Y cuando piden, no reciben porque piden con malas intenciones,

para satisfacer sus propias pasiones.

Digale a Dios ahora:

Padre mio: En este momento pido perdon por todo pecado de ingratitud

que hay en mi vida, por no ver las cosas buenas que siempre me has dado.

Tu me has dado todo, REALMENTE nunca tuve necesidad de nada,

me has sostenido en toda situacion dificil, y por esto te doy gracias.

En los momentos mas dificiles de mi vida me has dado las

fuerzas para continuar, y has puesto esperanza y

consuelo en mi corazon, y por esto hoy aun estoy aqui.

Padre Santo dame ahora un espiritu agradecido por todo lo bueno

que me das y aun por las dificultades y problemas que tengo,

porque se que Tu no los hubieras permitido sino era lo mejor para mi.

Resisto y renuncio ahora a la ingratitud, a la amargura.

Los sujeto y echo fuera mi vida ahora, en el nombre de Jesus.

Ahora ven Espiritu Santo y llena el vacio que dejaron estos

espiritus inmundos, entra a mi corazon, entra a mi casa interior

y se dueño y Señor de mi vida.


Recibo tu amor, recibo una uncion de cambio,

recibo un espiritu agradecido a ti.
Lo recibo todo ahora por FE.

Gracias te doy en el nombre de Jesus.

No olvide que Jesus vino a romper y a vencer sobre el pecado . Su sangre es mas que suficiente

para curar la enfermedad del pecado.

Salmos 37:7-9 (Nueva Versión Internacional)

7 Guarda silencio ante el Señor, y espera en él con paciencia;

no te irrites ante el éxito de otros, de los que maquinan planes malvados.

8 Refrena tu enojo, abandona la ira; no te irrites, pues esto conduce al mal.

9 Porque los impíos serán exterminados, pero los que esperan en el Señor

heredarán la tierra.


Si decidimos dar gracias a Dios por la prosperidad de los demas, por la salud de los demas,

por los beneficios que reciben los demas, bendecirlos en todo, no hay envidia que no se

debilitara.

Al principio PUEDE SER MUY DURO hacer este tipo de oracion pero con el tiempo dara

frutos de verdadero valor espiritual.


Padre mio: En este momento pido perdon por todo pecado de envidia

que hay en mi vida, por compararme siempre con los demas y

odiarlos cuando todo les va bien.

Mas sin embargo, en este momento vengo a bendecir a todos los que envidio,

a todos los que tienen tu bendicion, desde ahora tambien tienen mi bendicion,

para que tu Padre Santo de Israel, sigas colmandolos de dadivas, beneficios,

favores y misericordias; eso mismo quiero yo con todos ellos.


Bendigo a todos mis amigos, conocidos y parientes que prosperan

y son reconocidos y amados, los bendigo y declaro que asi como ellos

han sido bendecidos por TI,

tambien lo sere yo , en TU TIEMPO Y A TU MANERA.

Suelto ahora todo deseo de venganza, de hacerles daño ,

de desacreditarlos , suelto toda amargura hacia ellos

y me declaro LIBRE para encontrar

mi propio camino y mis propias bendiciones.

Sujeto, aplasto y echo fuera de mi vida toda ingratitud,

toda desconfianza hacia Dios y todo egoismo , ahora se van de mi vida.

Fuera! en el nombre de Jesus. Renuncio a ustedes y los resisto.

Ahora ven Espiritu Santo y llena el vacio que dejaron estos

espiritus inmundos, entra a mi corazon, entra a mi casa interior

y se dueño y Señor de mi vida.

ESPIRITU SANTO : Toma todo mi ser interior, toda mi casa interior,

ocupa ahora Tu esos lugares donde antes estaban estos inmundos y

nunca mas los dejes pasar. nunca mas los dejes entrar.

Te invoco ahora ESPIRITU SANTO, que me tomes, que me llenes,

que te apoderes totalmente de mi ser y me ayudes.

Te pido seas mi consejero, mi compañero y mi consuelo por el resto de mis dias.


Señor Jesus se dueño y Señor de mi vida, te invito que entres

a mi corazon y te confieso como el que resucito de entre los muertos,

mi unico y seguro Salvador.

Gracias por esta liberacion porque Tu deshiciste

toda envidia en mi vida. Amen.

Nota: todos los procesos de auto-liberacion requieren de mucha perseverancia en la oracion.

Estas oraciones de autoliberacion deben hacerse muchas veces,

hasta que comience a dar los frutos.

Un avance seguro y un crecimiento espiritual es cuando notas que "algo" cambio en ti,

que ya no tienes "eso" que tenias antes,

ese es el indicio mas claro que estas pasando al siguiente nivel.



Otros Temas Relacionados :

Oraciones de Sanidad y Auto-liberacion.

http://oraciones-intercesion.blogspot.com/

Guerra Espiritual.

http://cris-guerraespiritual.blogspot.com/


Para compartir en la Web:

Libres de la envidia.




Cristina Blanc-Ramirez.
~ Sierva de Jesus el Yeshua Hamashiach~
Casa de Oracion en Mision Avivamiento.

mision-intercesion1usa@hotmail.com

2 comments: